Casinos en Santander

El Sardinero, el Gran Casino de Santander

Santander es un destino turístico que mezcla lo atrevido con lo tranquilo. Como atractivo incluye palacios, museos, castillos y catedrales, como la Iglesia Catedral de Nuestra Señora de la Asunción, el Museo Regional de Prehistoria y Arqueología de Cantabria, el Museo Municipal de Bellas Artes, el Palacio de la Magdalena, y el Convento de las Madres Clarisas de Santa Cruz. Pero Santander también es naturaleza, mar y aire libre. Se puede dar una vuelta por el paseo marítimo  donde se ve el Muelle de Calderón y el Palacete del Embarcadero. Y por supuesto disfrutar de sus sardinas, su cocido montañés y después hacer la digestión con un buen licor.

Una vez visitada la ciudad, llega el momento de jugar. En Santander la visita obligada es al Gran Casino del Sardinero. Una casa de juego que llama la atención por su buen gusto y por la amplia gama lúdica.

En primer lugar ofrece una de las mejores ofertas en materia de póq, con mesas de Texas Hold’em, Trijoker Poker sin Descarte y Tri-Poker. La casa dispone de ocho mesas para Torneos de Texas Hold´em para celebrar torneos a lo largo de todo el año, y también una mesa para que disfruten al máximo los seguidores de la variante más divertida y arriesgada: Cash Texas Poker Hold´em.

Se celebran también los tradicionales “Sit & Go”, ligas y otros tipos de campeonatos. No hace falta esperar al buen tiempo, ya que hay partidas durante todos los días del año. Para estar mejor informado hay que entrar en su página web, donde informan con un calendario muy completo.

Hace muy poco tiempo se ha realizado una reforma que ha otorgado un nuevo aire al Casino. Así, en la sala de máquinas, se juega desde un céntimo de euro,  y se prueba suerte en las máquinas de video rodillos con los modelos: The Game Of Life, con seis máquinas conectadas, Illusion, Swampland y Cook Book, con tres máquinas conectadas entre sí para conseguir un gran premio. Y Top Secret, Cat´n Mouse, Castle Conquest y Hollysood.

La sala de tragaperras del Casino de El Sardinero cuenta con 32 máquinas de azar. Es el único lugar en Cantabria donde se disfruta del juego de máquinas de azar, ya que las de los bares y salones o máquinas B son de premio preprogramado. Así lo establece la legislación y la normativa de juego de esta Comunidad.

El Casino tiene hasta 49 puestos de juego, ya que cuenta con dos ruletas electrónicas multipuesto de apuesta directa, donde el jugador juega de forma idéntica en las mesas de ruleta americana. Estas máquinas permiten disfrutar de este juego con apuestas más modestas que en las mesas de ruleta.

El Gran Casino de Santander presume de haber entregado un premio de 24.000 euros en la máquina de jack póker tras conseguir una escalera real. Durante el pasado mes de mayo las máquinas de azar repartieron 234.000 euros en premios, y en abril la cuantía alcanzó los 424.000.

En cuanto a la sala de ruletas, tiene una superficie de 700 metros cuadrados, y está ubicada en el espacio que ocupó el desaparecido teatro hace diez años. En esta gran sala de juego hay dos mesas de Black Jack, dos mesas de Póker Texas Holdem, otras dos de póquer sin descarte, una mesa del nuevo juego Pai Pow Póker, seis mesas para torneos de póker texas, una de póquer de círculo o de cash, tres ruletas americanas y seis terminales electrónicas de ruleta. Estas están conectadas a la mesas de ruleta americana tradicional, de manera que el número ganador es el de la bola que tira a mano el croupier.

Con estas reformas se ha conseguido salida directa desde un extremo de la sala a las terrazas, con lo cual los fumadores tienen más facilidad para disfrutar del tabaco. En cuanto al nuevo comedor de la sala superior, cuenta con acceso directo a la terraza, lo que da la posibilidad de ofrecer mejor servicio al cliente y, en días de verano, dar comidas y cenas en ella, con una espectacular vista sobre la playa y la Plaza de Italia, lugar donde se encuentra el Casino.

El precio para entrar en este lugar es de 3 euros al día, aunque se pueden adquirir bonos por 15 euros por abono semanal, 30 por el mensual y 75 euros por todo el año.

Además, actualmente cuenta con un restaurante, tres comedores, dos bares, instalados en cada una de las salas de juego; una cafetería y una sala de fiestas. También existe una sala de exposiciones donde suele ser habitual la presencia de obras de arte de distintos autores.

En lo que se refiere a las salas de bingo, destaca el Yumbo, en el centro de la ciudad, una de las mejores con mesas con monitores, sala climatizada y pantallas de plasma. Con un aforo de 420 jugadores y selecta hostelería y aparcamiento propio con servicio de aparcacoches. Otros bingos importantes son el Bowling, Benidorm y Fénix.

La oferta de salones de juego es muy destacable, sobre todo por la existencia de muchas máquinas B4 especial para salones. Las características de este modelo son premios de 3.000 y 6.000 euros. En este último caso el salón deberá contar con zona de control de acceso. El premio máximo de interconexión será de 18.000 euros, y es que muchas salas de Cantabria se encuentran interconexionadas con las de País Vasco, por lo que los premios suelen ser muy jugosos. Si se quiere visitar algún salón habrá que hacerlo en Azar Santander, San Francisco o Numancia 3.